La Llave de cristal

La_llave_de_cristal-644346967-largeEL CLUB DE LECTURA DE NARRATIVA CRIMINAL del miércoles 19 de junio en Matisse, a las 8,15.

Después de la interesante experiencia de leer y comparar la excelente novela de Raymond Chandler, Adiós muñeca, con la no menos excelente película de Dick Richards, protagonizada por Robert Mitchum, es casi irresistible repetir la experiencia con La llave de cristal de Hammett, ya que dispondremos de la película dirigida por Stuart Heisler y protagonizada por Verónica Lake y Brian Donlevy.

No es la primera vez que hemos podido comprobar como cine y literatura se versionan e incluso se traicionan en importantes aspectos. Pudimos comprobarlo con Asesinato en el Orient Express, en cuyo caso la película superaba algunas debilidades argumentales de la novela de Agatha Christie; también pudimos verlo con El sueño eterno de Howard Hawsk, cuando surge esa chispa amorosa entre la hija del coronel y Marlowe a la que la novela es ajena (podéis leer los detalles en la entrada de noviembre de mi sitio web: https://sites.google.com/site/luisvaleramunoz/).

Y tal vez podamos volver a comprobarlo con La llave de cristal, una de las mejores y tal vez más importantes novela de Hammett. En esta novela, el protagonista ya no es el típico detective de Hammett (ni en su versión más cruda del anónimo detective de Cosecha Roja, ni en la más tierna de Sam Spade), sino un delincuente que navega entre dos aguas, Ned Beaumont, sin que por ello carezca de ética personal.

Sobre Hammett tenéis información más abajo. Tenéis información de la película en este enlace.
Y si no tenéis la novela podéis probar en esta web o en esta otra.

El Halcón Maltés 2

HalconNUESTRA REUNIÓN DE SEPTIEMBRE DE 2012 : película EL HALCÓN MALTÉS,  de John Huston.

El  Club de Novela Criminal se reanudará el próximo 19 de septiembre a la hora habitual 8,15 de la tarde. Nuestro próximo club después del verano, para abrir boca y enlazar con nuestra última lectura, la famosa tercera novela de Dasshiell Hammet, llevada al cine por Jhon Huston: “El Halcón Maltés”, vamos a dedicarlo a visionar esta película y compararla con la novela. En mi opinión, la verdadera fundadora del género negro americano. La novela de Dashiell Hammett dio origen a la película del mismo nombre realizada por John Huston en 1941 que fue protagonizada por Humphrey Bogart, Mary Astor y Peter Lorre.
Os he dejado algunos enlaces en color azul, por si queréis más información.

marlowe-spade

El Halcón Maltes 1

Maltese_Falcon_2NUESTRA LECTURA DE JUNIO 2012 : EL HALCÓN MALTÉS,  de Dashiell Hammett.

El Halcón Maltés es una de las mejores novelas de Dashiell Hammett. Icono de la novela negra y policíaca. Fue publicada en 1930 poco después de “La llave de cristal” y forma, junto con esta, la parte más popular de su obra.

El Halcón Maltés, que da nombre a la novela, es una supuesta estatuilla con figura de halcón incrustada de piedras preciosas que los caballeros de la Orden de Malta regalaron al emperador Carlos V en 1530. En realidad, como Carlos V había regalado a la Orden de San Juan del Hospital la isla de Malta como sede una vez que los turcos les habían arrebatado la isla de Rodas y éstos habían levantado en La Valetta, su capital, formidables fortificaciones, todos los años regalaban al emperador un halcón maltés real (vivo) como signo de vasallaje. Según la tradición, en una de las ocasiones en lugar de un halcón vivo le obsequiaron con una estatuilla de oro y piedras preciosas, objeto de la codiciosa búsqueda de la novela. La novela se desarrolla en la ciudad de San Francisco, donde un puñado de delincuentes, no todos traficantes de arte, siguen la pista a dicha joya.

Samuel Spade, el protagonista de “El Halcón Maltés”, es, sin duda alguna, el personaje más conocido de Dashiell Hammett. Detective privado que hace gala de la dureza y brutalidad de un hombre acostumbrado a abrirse camino a codazos en los ambientes más hostiles y que parece apreciar menos la propia vida que el dinero.
Enlace a bibliófilo enmascarado

Nuestra última reunión fue floja en asistencia aunque la discusión fue muy estimulante y giró en torno a dos temas: la relación del cine negro y la novela negra, como dos lenguajes narrativos que se reforzaron ampliamente entre sí para consolidar el género, y la fidelidad de la película con la novela, cosa que no siempre ocurre independientemente de la calidad de una u otra.

Cosecha Roja

cosechaNuestra lectura de abril 2012: COSECHA ROJA, de Dashiell Hammett.

No puede negarse que la última lectura fue un éxito sobre todo por la intensidad de los comentarios y la controversia que se despertó. “Cosecha Roja” de Dashiell Hammett despertó un neto entusiasmo, tal vez reforzado por el contraste con el estilo de Agatha Christie en su primera novela “El misterioso caso Styles”. No puedo dejar de reproducir algunas de las cosas que pudimos escuchar analizando la primera y mítica novela de Hammett, fundadora oficial de lo que ha venido en llamarse novela negra en Europa, y novela realista policíaca americana:

1) En primer lugar el ritmo frenético de la acción y el ágil uso de los diálogos.
2) La reducción de las descripciones de ambientes y personajes a la mínima expresión, apenas unas pinceladas.
3) La definición de los personajes a través de su actuación, sin introspecciones previas ni posteriores.
4) El número sorprendente y siempre abierto de los protagonistas principales y secundarios
5) La violencia absoluta que se desata en la trama, antes y después de la guerra que se desata entre las cuatro principales bandas
6) Las referencias a la situación social, los intereses económicos y a los conflictos laborales que generan la trama al principio
7) El carácter secundario de los aspectos criminalísticos y de la investigación de algunos de los asesinatos, en Cosecha Roja apenas hay tres de las dos docenas de muertes que acaecen que requieran las habilidades investigadoras y deductivas del detective de la Continental: el asesinato de Donald Willsson, de Dinah Brand y de Tim Noon.
8) La ética meramente profesional del anónimo protagonista cuyo carácter heroico no se extiende a otros rasgos de su persona ya que recurre a la manipulación, a la mentira y a la violencia cuando es necesario pero cumple su compromiso de limpiar la ciudad.
9) La novela generó casi una unánime aceptación, sin que se dejara de señalar la ironía evidente de algunas de sus situaciones ni tampoco la cantidad de coincidencias con situaciones de corrupción actuales, que en concreto despertó los entusiasmos de Pascual Fort, quien pareció despertar de un largo letargo en nuestras tertulias, con la única reserva de la confusión que genera la acción desenfrenada y el gran número de personajes que invitan a la relectura.

Como “defectos” o puntos débiles de la trama llamé la atención sobre tres detalles:
1) El asesinato que inicia la trama, del director de periódico Donald Willsson, por parte del empleado de banco Albury, que no está inserto en la red de gánsters de la ciudad y por puro despecho, cuando éste tiene tantos boletos para que se lo carguen su esposa y estos últimos.
2) El asesinato del boxeador Ike Bush (en realidad Al Kennedy, observad la coincidencia con los apellidos de dos presientes de EEUU) con un cuchillo lanzado a su nuca en el mismo ring por MacSwain, cuando se niega a cumplir el tongo que había pactado con El Susurros (Max Thaler)
3) La confusión del nombre del asesino que pronuncia Tim Noon cuando muere: “Max” que todos toman por Max Thaler, cuando quiere decir MacS… según la rebuscada y sorprendente intuición del agente de la Continental.

De todo esto y mucho más se habló en el Club. Por unanimidad se decidió que merecía la pena leer su famosa tercera novela, la archiconocida y llevada al cine por Jhon Huston: “El Halcón Maltés”. En mi opinión, la verdadera fundadora del género negro americano.